28 de diciembre de 2016

Chelito Delgado: “La sanción me mató, me destruyó”

El delantero de Central confesó cómo le afectó la suspensión de un año por dóping, que podría tener una reducción. Luego aclaró: “No me rindo, quiero volver a las canchas”. También habló de Montero y de Teo Gutiérrez

César Delgado estuvo de visita en el programa Zapping Sport (Radio 2) este martes y habló de todo. De la durísima sanción por dóping positivo que le aplicaron y que tiene esperanza de que se reduzca, de sus ganas de volver a las canchas, de las referencias que tiene sobre el técnico Paolo Montero y de la personalidad de Teo Gutiérrez en el vestuario canalla.

“La sanción de un año me mató, me destruyó, por momento no caigo, esa es la realidad”, confesó en forma descarnada el Chelito. Aunque luego aclaró: “Pero me levanto con la cabeza puesta en que puedo pelearla a pesar de la edad que tengo”.

“No me rindo, me levanto todos los días con ganas de estar de nuevo en las canchas”, indicó.

A Delgado le aplicaron una suspensión de un año por el dóping positivo en un partido de primera fase de Copa Libertadores ante River de Uruguay. “La idea es que bajen la sanción para volver lo antes posible”, anticipó el futbolista auriazul.

“Hubo otros casos similares al mio que no fueron sancionados con tanta dureza, no tengo respuestas para eso”, se quejó.

Respecto del nuevo vínculo que tendría que firmar con Central, expresó: “Mi representante Daniel Luzzi tiene muy buena relación con los dirigentes de Central, no va a haber problemas”.

Paolo Montero sigue siendo la primera opción de la dirigencia de Central para el puesto de entrenador del primer equipo. Delgado aportó un dato respecto del uruguayo: “De Montero tengo referencias porque uno de los profes que estuvo con él en Boca Unidos y en Colón yo lo tuve en Monterrey; me hablaba muy bien de él”.

Al Chelito también el preguntaron por la relación del grupo con Teófilo Gutiérrez: “Es verdad que el grupo no estaba acostumbrado a que un compañero levante la mano o haga gestos porque no le dan una pelota; es un grupo sano y muy unido”, reconoció.

Aunque luego aclaró: “En el vestuario lo charlamos y Teo pidió disculpas. A mí me parece que es un pibe bárbaro, no sé porque le hacen mala fama”.

Deja un comentario